jueves, 26 de febrero de 2015

Abrir un cajón...


Cuando abres un cajón cerrado hace mucho tiempo nunca sabes qué te espera dentro. A veces, parece que es el azar el que te lleva a abrirlo. Sacas su contenido, con cuidado, sonriendo ante algunos hallazgos. ¿Cuándo guardé yo esto? ¿Por qué lo guardé? 

Lentamente la mesa va siendo ocupada: trocitos de papel con un número escrito, o con una frase que te gustó hace 30 años, o con un nombre, boligrafos que ya no escriben, viejas plumas estilográficas, un pendiente, un abrecartas, una bolsita con aquellas "joyas" que te ponías hace.... siglos.
Tus dedos tropiezan con un viejo sobre, lo abres con cuidado porque el papel, después de tantos años se vuelve frágil y quebradizo, reconoces la letra... Desde el otro lado del tiempo llega la voz del amigo.

Y después de la nostálgica visita al fondo del cajón del escritorio me encuentro con una mesa llena de cosas, que voy a intentar volver a colocar, aunque sé que esa sí que es una misión imposible.

martes, 24 de febrero de 2015

Las horas perdidas


Hay un espacio de tiempo perdido en mi mente, son esas horas perdidas que voy recuperando gracias a la memoria de los que estuvieron a mi alrededor. 
A través de sus palabras voy llenando ese tiempo oscuro, ese tiempo en el que no había consciencia.

Despertar de una anestesia es extraño, no sabes bien dónde estás, ni dónde están las personas que quieres. No puedes hablar, ni moverte y el sueño te atrapa una y otra vez...

Frente a mi cama un reloj marcaba las horas, oía ecos de gente que hablaba cerca... o lejos, no lo sé.
Cuando mi cabeza empezó a funcionar, mi primer pensamiento fue para mi familia... me acordaba de ellos, fue un gran alivio saber que no había olvidado a nadie, que todo estaba igual en mi mente. Recordaba las palabras, recordaba los colores, me sabía mis oraciones... entonces sentí un alivio, una gran paz y pude descansar... Todo había pasado. Empezaba la recuperación.

Gracias a todos los que os unisteis en oración por mi, a todos los que os habéis preocupado, a los que habéis llamado, a los que me dedicasteis un pensamiento positivo, porque la suma de todo ese amor me ha llegado hasta el centro de mi corazón.

lunes, 16 de febrero de 2015

Hasta pronto




Como dije hace apenas un mes, tengo que iniciar un viaje. Entonces no tenía fecha ni horario, hoy ya sí. En un tiempo no podré estar aquí, no sé si será largo o corto, lo que sé es que echaré de menos este rincón virtual.

Ahora que me voy es el momento de dar las gracias:

Gracias a todos los que os habéis acercado a leer lo que escribía día tras día.
Gracias a todos aquellos que me dejasteis una palabra de aliento, de ánimo o simplemente un saludo.
Gracias a todos los amigos que en estos días me habéis dado muestras de afecto con un mensaje, con una sonrisa o con un emoticono de esos que tanta gracia me hacen.
Gracias también a mi familia que es uno de mis tesoros.
Gracias a los amigos que me escucharon siempre que lo necesité.
Gracias a los que rezan por mi y por el equipo médico, porque como yo les digo, de nada sirve que yo tenga un buen día si ellos lo tienen nefasto.
Gracias a mis niños, porque sin ellos saberlo han sido la fuerza para levantarme cada día este último mes.

Gracias a todos por estar en mi vida, sois el mejor regalo del mundo.

sábado, 14 de febrero de 2015

La radio


Ayer se celebró el Día Mundial de la Radio. 
Es el medio de comunicación que te acompaña a cualquier parte. En casa siempre estuvo presente, mi padre tenía una Philips. Era un aparato enorme con unos botones color marfil que parecían las teclas de un piano. Al encenderla se escuchaba bajito, después, según se iba calentando,subía el volumen como por arte de magia.
 Sin necesidad de imágenes , sólo a través de la palabra narra historias, te cuenta las noticias, lo que está pasando al momento. Las voces de los locutores se te hacen familiares y acabas reconociéndolas en cualquier parte.
Y es que la radio es esa buena compañera que tan pronto de canta una canción, como llena esas horas de la noche en las que el sueño no aparece. Nuestro cuarto a oscuras se va llenando con las imágenes que nuestra mente crea mientras suena la radio.

viernes, 13 de febrero de 2015

Ha llegado el carnaval...



"Ha llegado el carnaval,

es un día de ilusión
pues te puedes disfrazar
con mucha imaginación..."

Es la canción que año tras año cantamos en nuestra escuela, y ya son trece años cantando el mismo estribillo, cambiando las estrofas para que vayan acordes con los trajes que llevamos. En este tiempo me he dado cuenta que la fuerza con la que cantan los niños es inversamente proporcional a su edad. Mientras los pequeños cantan a pleno pulmón, algunos de los mayores no saben dónde esconderse para que no les vean cantar.
Te guste o no el carnaval, es cierto que todos nos hemos disfrazado alguna vez, quién no se puso los zapatos de tacón de su madre y paseó pasillo arriba y abajo de su casa. Por un tiempo puedes ser lo que quieras...

Hoy ha sido un día especial, no precisamente de ilusión, pero sí especial. 
Me quedo con el cariño de las familias que compartieron el día con nosotros, con los abrazos de mis pequeños a la hora de despedirnos, abrazos que me acompañarán en los próximos días hasta que los vuelva a ver.

jueves, 12 de febrero de 2015

Avanzamos...


Hay veces que no sabes qué hacer, pero a ciencia cierta sabes que tomes la decisión que tomes las cosas no saldrán bien.

Y estaba pensando en estas cosas cuando apareció una frase mientras navegaba por la red:

"Sonríe no tienes todos los problemas del mundo"

E inmediatamente debajo leía:

"A veces no hay respuesta, ¡acéptalo y avanza!"

Así pues, avanzamos...

Buenas noches y buen descanso.

miércoles, 11 de febrero de 2015

Nuestra Señora de Lourdes


La Virgen de Lourdes es una de las advocaciones de la Virgen María a la que más milagros se le adjudican. 

Historia:

El 11 de febrero de 1858, tres niñas, Bernadette Soubirous, de 14 años, su hermana Marie Toinete, de 11 y su amiga Jeanne Abadie, de 12 salieron de su casa en Lourdes para recoger leña. Camino al río Gave, pasaron por una gruta natural donde Bernadette escuchó un murmullo y divisó la figura de una joven vestida de túnica blanca, muy hermosa, ceñida por una banda azul y con un rosario colgado del brazo. Se acercó y comenzaron a rezar juntas, para luego desaparecer.
Por un período de cinco meses, la Virgen se le apareció a la niña, en medio de multitudes que se acercaban para rezar y poder observar a la hermosa señora, pero la Virgen sólo se le aparecía a la niña. En reiteradas ocasiones, Bernadette fue víctima de desprecios y burlas por parte de las autoridades eclesiales y civiles de pueblo, pero la niña se mantuvo firme en su fe mariana sobre todo en el especial pedido que la Virgen le había encargado: la construcción de una capilla sobre la gruta y la realización de una procesión.
Luego de la última aparición ocurrida en 16 de julio, fiesta de Nuestra Señora del Carmen, Bernadette ingresó a la orden religiosa de las hermanas enfermeras, a la edad de 22 años, y permaneció allí hasta su muerte a los 34 años de edad.
Oración por los enfermos:
¡Oh amabilísima Virgen de Lourdes,
Madre de Dios y Madre nuestra! 
Llenos de aflicción y con lágrimas fluyendo de los ojos, 
acudimos en las horas amargas de la enfermedad a tu maternal corazón, 
para pedirte que derrames a manos llenas 
el tesoro de tu misericordia sobre nosotros.
Indignos somos por nuestros pecados de que nos escuches: 
pero acuérdate de que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a Ti 
haya sido abandonado. 
¡Madre tierna! ¡Madre bondadosa! ¡Madre dulcísima! 
Ya que Dios obra por tu mano curaciones innumerables en la Gruta prodigiosa de Lourdes, 
sanando tantas víctimas del dolor, 
guarda también una mirada de bendición para nuestro pobre enfermo…(dígase el nombre del enfermo/a). 
Alcánzale de tu Divino Hijo Jesucristo la deseada salud, 
si ha de ser para mayor gloria de Dios. 
Pero mucho más, alcánzanos a todos el perdón de nuestros pecados, 
paciencia y resignación en los sufrimientos 
y sobre todo un amor grande y eterno a nuestro Dios, 
prisionero por nosotros en los Sagrarios. 
Amén.
Virgen de Lourdes, ¡ruega por nosotros!.
Consuelo de los afligidos, ¡ruega por nosotros!
Salud de los enfermos, ¡ruega por nosotros!
Rezar tres Avemarías.

martes, 10 de febrero de 2015

Regalos de San Valentín


Se acerca San Valentín, que este año coincide con sábado de carnaval. En los escaparates hay colocados cientos de corazones rojos, algunos atravesados por flechas. Tal vez sean las "flechas del amor" que hace años cantaba Karina. Hay páginas en internet que te aconsejan los regalos para acertar con tu pareja, como si eso fuera algo sencillo. 
Acabo de estar viendo una y hay cosas... imagino la cara de mi marido se le regalara en ese día algo como una estantería invisible para libros, o un corcho con luz para convertir tu botella en una lámpara...
Como todos los años me regalará "su cariño sincero". Después de 26 años ¿se puede pedir algo más?
Supongo que sí, pero entre " Luci Light: la lámpara solar ecológica e hinchable" y su "cariño sincero" creo que me quedo con lo segundo.

lunes, 9 de febrero de 2015

Cuenta atrás


Dice el diccionario:

"Una cuenta atrás o cuenta regresiva es una secuencia de contar hacia atrás para indicar el tiempo que queda antes de que ocurra un evento programado."

Así nosotros la usamos  para infinidad de cosas:

Para lanzar un cohete a la luna
Para contar los segundos previos al inicio del año (esto lo vi en películas americanas, en locales abarrotados de gente, como ellos no comen uvas, pues hacen la cuenta atrás, mejor las uvas ¿verdad?)
Para iniciar una carrera
Para contar los días que faltan para algún suceso importante.
Para contar los minutos que quedan para terminar un examen.
Para sentarse en clase y escuchar... ahí es mágico, sólo tengo que empezar a contar desde el tres, y antes de que llegue el uno todos están sentados mirándome con cara de satisfacción por haberlo conseguido de nuevo.

A veces, ver la cuenta atrás te pone nervioso, y te gustaría parar ese reloj. Espera... para... aún tengo cosas por hacer o bien, avanza más deprisa.... Pero el reloj sigue su marcha imperturbable porque si nos hiciera caso acabaría completamente loco.

Buenas y ventosas noches.



domingo, 8 de febrero de 2015

Amigos


Un poema infantil dice:

"El sol tiene frío
no quiere salir
metido entre nubes
se ha puesto a dormir.
Los pájaros piden 
un rayo solar
sin esa caricia 
no pueden volar..."

Este sol de invierno no calienta, aunque nos alegre cuando sale. Para conseguir un poco de calor interior tenemos a los amigos. Algunos recorren kilómetros para compartir contigo unas pocas horas. Pero esas horas valen para llenar todo el tiempo que falte hasta el próximo encuentro.

sábado, 7 de febrero de 2015

Sol de invierno


Es mediodía. Un parque.
Invierno. Blancas sendas;
simétricos  montículos
y ramas esqueléticas .
Bajo el invernadero,
naranjos en maceta,
y en su tonel, pintado
de verde, la palmera.
Un viejecillo dice,
para su capa vieja:
“¡El sol, esta hermosura
de sol!…” Los niños juegan.
El agua de la fuente
resbala, corre y sueña
lamiendo, casi muda,
la verdinosa  piedra.
Antonio Machado

viernes, 6 de febrero de 2015

"Estaba el señor don Libro"


Casi ha terminado el viernes, seguimos con frío. Me viene a la cabeza un poema que mi suegro recitaba y que enseñó a mi hijo mayor: "Están las cumbres nevadas/ hace frío, mucho frío..."
Aquí no tenemos cumbres nevadas, realmente no tenemos cumbres de ningún tipo, pero frío sí, todo el que podamos imaginar.

Como estamos en la antesala del fin de semana un poema ... ¿se puede hacer algo mejor en días de mucho frío? Un sillón, una mantita y un buen libro.

Estaba el señor don Libro

Estaba el señor don Libro
tiritando de frío en su sillón,
vino un niño, lo cogió en sus manos
y el libro entró en calor.

jueves, 5 de febrero de 2015

¡Saber vivir!



"Cuando me amé de verdad, comprendí que en cualquier circunstancia, yo estaba en el lugar correcto y en el momento preciso. Y, entonces, pude relajarme. Hoy sé que eso tiene nombre… autoestima.
Cuando me amé de verdad, pude percibir que mi angustia y mi sufrimiento emocional, no son sino señales de que voy contra mis propias verdades. Hoy sé que eso es… autenticidad.
Cuando me amé de verdad, dejé de desear que mi vida fuera diferente, y comencé a ver que todo lo que acontece contribuye a mi crecimiento. Hoy sé que eso se llama…madurez.
Cuando me amé de verdad, comencé a comprender por qué es ofensivo tratar de forzar una situación o a una persona, solo para alcanzar aquello que deseo, aún sabiendo que no es el momento o que la persona (tal vez yo mismo) no está preparada. Hoy sé que el nombre de eso es… respeto.
Cuando me amé de verdad, comencé a librarme de todo lo que no fuese saludable: personas y situaciones, todo y cualquier cosa que me empujara hacia abajo. Al principio, mi razón llamó egoísmo a esa actitud. Hoy sé que se llama… amor hacia uno mismo.
Cuando me amé de verdad, dejé de preocuparme por no tener tiempo libre y desistí de hacer grandes planes, abandoné los mega-proyectos de futuro. Hoy hago lo que encuentro correcto, lo que me gusta, cuando quiero y a mi propio ritmo. Hoy sé, que eso es… simplicidad.
Cuando me amé de verdad, desistí de querer tener siempre la razón y, con eso, erré muchas menos veces. Así descubrí la… humildad.
Cuando me amé de verdad, desistí de quedar reviviendo el pasado y de preocuparme por el futuro. Ahora, me mantengo en el presente, que es donde la vida acontece. Hoy vivo un día a la vez. Y eso se llama… plenitud.
Cuando me amé de verdad, comprendí que mi mente puede atormentarme y decepcionarme. Pero cuando yo la coloco al servicio de mi corazón, es una valiosa aliada. Y esto es… saber vivir!
No debemos tener miedo de cuestionarnos… Hasta los planetas chocan y del caos nacen las estrellas."
Charles Chaplin

miércoles, 4 de febrero de 2015

Invierno

En esta noche en la que el frío es intenso, el cielo está despejado lo que augura una gran helada. 
La luna llena brilla en la oscuridad con un brillo que no es propio sino prestado, pero no importa porque sigue siendo bella y misteriosa, inspiradora de versos y pinturas.
Mientras en la calle hace mucho frío, aquí en casa, el olor a bizcocho recién hecho se cuela por debajo de la puerta y nos envuelve...

Leo una frase:

"Hay que sentir el pensamiento, y pensar el sentimiento."
Miguel de Unamuno

martes, 3 de febrero de 2015

La espera


" A veces, poco más podemos hacer que no sea esperar a que los vientos comiencen a soplar de manera más favorable para nosotros. Esperar en sí no es complicado, ya que al fin y al cabo no requiere de nosotros un papel activo; pero sí lo es aprender a esperar, algo que necesita de una cierta práctica y que consiste en saber qué aspectos de nuestra vida están determinados por el azar y un buen día terminarán cambiando. Y, mientras tanto, como en el cuento de la cigarra y la hormiga, quizá podamos prepararnos para ese momento en que la rueda gire a nuestro favor."

lunes, 2 de febrero de 2015

Nuestra vida... un viaje


Que nuestra vida es un viaje, ya lo sabemos. Conocemos perfectamente el día en el que empezó nuestro caminar por este mundo. Generalmente la familia se encarga de irte contando anécdotas sobre aquel tiempo. Yo sé que nací en domingo de Carnaval y que el taxista que llevaba a mi madre al hospital  preguntó a mis padres si iban a un baile de disfraces. También sé que cuando me bautizaron llovía a mares, tanto que el cura quería cambiar mi nombre por el de Mª del Mar. 

De vez en cuando el tren de tu vida tiene que hacer paradas, pequeñas o cortas. A veces no sabes cuándo llegará esa estación en la que te tienes que bajar, otras sí, tienes un billete con fecha y hora para apearte. No siempre apetece bajar, sobre todo si estás haciendo cosas que te gustan, o compartes vagón con buenas personas. Pero cuando tu billete marca una fecha, si no quieres bajar, llega el revisor y, amablemente, te acompaña a la puerta.

Buen viaje a través de este mes de febrero, hoy iluminado por la luz de las Candelas.

domingo, 1 de febrero de 2015

El cristal


Esta mañana las tejas de los tejados vecinos brillaban como si fuesen de cristal. 
El cristal es un material  que dota a las cosas de transparencia, que está presente en nuestra vida, aunque no le demos mucho valor en la actualidad. Lo tenemos presente en nuestras cristalerías, en nuestras ventanas, en las gafas, en los microscopios... Tuvo siglos en los que fue considerado objeto de lujo, ahora no se valora tanto.
"El cristal no deja de ser una extraña aleación de arena, sal y fuego, con un resultado aún más incoherente: la transparencia."
 Si dejamos pasar un rayo de luz por un cristal podemos crear arco iris sin necesidad de esperar a que "llueva y haga sol", podemos hacer magia y permanecer embobados mirando esas luces de colores, como si volviéramos a ser niños.
Si a esa transparencia le añadimos color, podemos ver la realidad de distintas maneras.
Como decía Campoamor: " En este mundo traidor/nada es verdad o mentira/ todo es según el color/ del cristal con que se mira."