viernes, 6 de febrero de 2015

"Estaba el señor don Libro"


Casi ha terminado el viernes, seguimos con frío. Me viene a la cabeza un poema que mi suegro recitaba y que enseñó a mi hijo mayor: "Están las cumbres nevadas/ hace frío, mucho frío..."
Aquí no tenemos cumbres nevadas, realmente no tenemos cumbres de ningún tipo, pero frío sí, todo el que podamos imaginar.

Como estamos en la antesala del fin de semana un poema ... ¿se puede hacer algo mejor en días de mucho frío? Un sillón, una mantita y un buen libro.

Estaba el señor don Libro

Estaba el señor don Libro
tiritando de frío en su sillón,
vino un niño, lo cogió en sus manos
y el libro entró en calor.