domingo, 24 de abril de 2016

Cervantes nunca escribió eso




Ayer celebramos el día del libro y el día de nuestra Comunidad, Castilla y León.
Internet se llenó de citas y frases del Quijote, no todas ciertas. Pero como leí en una ocasión, en internet escribes una frase la colocas debajo de la foto de alguien y la mayoría de la gente lo da por cierto . Sólo si te molestas en buscar un poco descubres el error, aunque es tanta la velocidad con la que pasamos de una cosa a otra que es muy difícil que nos paremos a pensar más allá del tiempo que tardamos en dar a "me gusta" o a "compartir". Una vez hecho esto nos olvidamos .
Eso pasó ayer con una supuesta cita del Quijote de Miguel de Cervantes. 



"Hoy es el día más hermoso de nuestra vida, querido Sancho; los obstáculos más grandes del camino, nuestras propias indecisiones; nuestro enemigo más fuerte, el miedo a los poderosos y a nosotros mismos; la cosa más fácil, equivocarnos una y mil veces; las más destructivas, el egoísmo, la mentira, los sentimientos de posesión y nuestro individualismo; nuestras peores derrotas, el desaliento, el temor a no tener el valor de atrevernos y la ausencia de un compromiso verdadero con las angustias y los anhelos de nuestros semejantes, sobre todo con los más desamparados; nuestros defectos más peligrosos, la soberbia y el rencor; nuestras sensaciones más gratas, la buena conciencia, los esfuerzos por ser mejores, aunque sin querer ser perfectos; y sobre todo, nuestra disposición para hacer el bien, tal cual, combatiendo sin desmayo cada una de las injusticias de toda jornada, donde quiera que estén".

La leí y me gustó, aunque ni el lenguaje ni el estilo correspondía con la época de Don Miguel. Quise saber en qué capítulo estaba y al navegar entre las miles de entradas descubrí que no existía. 
La que dejo a continuación sí es una cita real del Quijote


"Don Quijote soy, y mi profesión la de andante caballería. Son mis leyes, el deshacer entuertos, prodigar el bien y evitar el mal. Huyo de la vida regalada, de la ambición y la hipocresía, y busco para mi propia gloria la senda más angosta y difícil. ¿Es eso, de tonto y mentecato?"

¡Ojalá hubiera más Quijotes en nuestra vida!